Histórica Iglesia Metodista Unida de Houston Sobrevive al Fuego



Spanish

10/10/2019

Por Lindsay Peyton
 
La Iglesia Metodista Unida de San Marcos en Houston sobrevivió a un incendio el viernes 20 de septiembre. Después de que se extinguieron las llamas, la comunidad se unió alrededor de la iglesia en un esfuerzo por preservar la estructura histórica. El trabajo de restauración continúa, y los miembros han encontrado un espacio de adoración temporal en las escuelas cercanas.
 
La Pastora Principal Rev. Emily Chapman llegó a la escena del incendio antes que nadie. "Le gané al departamento de bomberos por tres minutos", recordó. "Fue horrible de ver, porque realmente no hay nada que puedas hacer. Todo lo que puedes hacer es quedarte parada allí”.
 
Entonces llegaron los camiones de bomberos. "Trabajaron rápidamente y salvaron el edificio honestamente", dijo Chapman. "Estamos realmente agradecidos con ellos".
 
En un momento, unos 100 héroes estaban trabajando para contener el incendio, dijo. El incendio comenzó en el área juvenil y se extendió al ático. El techo se derrumbó en el segundo piso. El santuario, al otro lado del edificio, estaba lleno de humo.
 
Si bien el fuego no se extendió por toda la iglesia, el daño causado por el humo y el agua de las mangueras fue extenso. El edificio se salvó, pero la necesidad de una restauración fue inmediata.
 
Tan pronto como se apagó el fuego, Chapman dirigió a los bomberos y miembros de la iglesia que se habían reunido en la escena en una oración.
 
"No había sabido qué hacer en las últimas dos horas, pero en ese momento, sabía que teníamos que agradecerle a Dios que había terminado y que nadie resultó herido", dijo Chapman. "Se sintió como algo natural".
 
Luego, un líder laico llamó a una compañía que trabaja en la restauración de incendios. "Estuvieron en la escena dentro de una hora", dijo Chapman. "Y hemos estado trabajando con ellos desde entonces".
 
Ella comparó el hollín dentro del santuario con la pintura, y explicó que cubría el interior en una capa gruesa. "El humo hace un daño notable", dijo.
 
Toda la tela fue sacada del espacio. Se construyeron andamios para ayudar a limpiar los techos de madera.
 
La compañía de restauración ha estado trabajando en turnos de 24 horas para ayudar a la iglesia a regresar a su espacio de adoración, agregó Chapman. "Saben lo importante que es volver al santuario", dijo.
 
Mientras tanto, la iglesia encontró lugares cercanos para organizar sus sermones dominicales. Los miembros se dirigieron a la cafetería de la Escuela Elemental Martínez el 22 de septiembre y luego se mudaron a la Escuela Intermedia Hogg el siguiente fin de semana. Chapman dijo que, en otros dos meses, la iglesia podrá regresar a su santuario, con paredes temporales para salvaguardar el resto del edificio.
 
San Marcos pudo volver a abrir su escuela diurna el 25 de septiembre. El edificio de los niños no sufrió daños adicionales. Algunas oficinas también se mudarán a ese espacio.
 
Chapman dijo que el espacio para adolescentes fue el más dañado y probablemente será el último en ser restaurado. Mientras tanto, los programas para jóvenes han sido organizados por otras iglesias o incluso por los hogares de los miembros de la iglesia.
 
San Marcos está centrando sus pensamientos en el progreso: el flujo de camiones de trabajo, suministros y personas que están devolviendo la vida a la iglesia.
 
Chapman explicó que el proceso de recuperación lleva tiempo. "Definitivamente no es algo que quisiera aprender, pero aprendo todos los días", dijo. "Estamos muy tristes de que esto le haya sucedido a nuestro edificio histórico. Ha guardado los recuerdos de muchas personas durante mucho tiempo. "
 
San Marcos remonta sus orígenes a 1875. Chapman dijo que algunas de las piezas de la sala del patrimonio también se están restaurando.
 
La causa del incendio aún se desconoce. El foco está en cambio en la recuperación.
 
"Todos nos sentimos animados por el amor de nuestra comunidad", dijo Chapman. "La gente quiere ayudar de maneras que ni siquiera están disponibles".
 
Por ejemplo, cuando publicó que la iglesia necesitaba dos toldos para dar sombra mientras la gente trabajaba, aparecieron de inmediato.
 
"Hemos tenido un gran apoyo de nuestro vecindario y comunidad, y eso es una bendición para nosotros", dijo Chapman.
 
Chapman dijo que el apoyo a la iglesia también se puede hacer mostrando gratitud a los bomberos locales.
 
"Ciertamente también apreciamos estar en las oraciones de las personas y pedimos que sigan viniendo", dijo Chapman. "Va a ser un largo camino por delante".
Las donaciones para apoyar a la iglesia se pueden hacer en línea en smumc.org/give o en la dirección de correo temporal P.O. Box 30419 Houston TX 77249. Las actualizaciones sobre el proceso de recuperación se pueden encontrar en smumc.org/restoration.